Twitter Youtube
  • Alavés
  • Athletic de Bilbao
  • Atlético de Madrid
  • Barcelona
  • Celta de Vigo
  • Deportivo de la Coruña
  • Eibar
  • Espanyol
  • Getafe
  • Girona
  • Las Palmas
  • Leganés
  • Levante
  • Málaga
  • Real Betis
  • Real Madrid
  • Real Sociedad
  • Sevilla
  • Valencia
  • Villarreal
  • Cádiz
  • Rayo Vallecano
  • Recreativo
  • Sporting
  • Oviedo
  • Valladolid
  • Zaragoza
Tres de los jugadores fallaron su penalti

Portugal, ni con cuatro cambios

Escrito por ElDesmarque

Miércoles, 28 Junio 2017 23:01
Facebook Twitter 25
Reportar vídeo Reportar

Pulse para ampliar

Quaresma entra en lugar de Bernardo Silva (Foto: FIFA).

La selección portuguesa hizo historia en el partido de semifinales de la Copa Confederaciones frente a Chile al aprovechar por primera vez en un gran torneo de selecciones la nueva norma que permite realizar cuatro cambios en los partidos con prórroga.

Eso sí, las múltiples variantes que hizo Fernando Santos en su equipo no sirvieron al conjunto luso para conseguir meterse en la final de la Copa Confederaciones. Y es que, curiosamente, tres de los cuatro jugadores que entraron desde el banquillo lanzaron los tres primeros lanzamientos de Portugal en la tanda de penaltis, que a la postre fueron los únicos ya que ninguno fue capaz de convertir.

Quaresma entró en el minuto 83 en lugar de Bernardo Silva y falló el primer lanzamiento. Moutinho, que no fue capaz de batir a Bravo en el segundo, había entrado en el 102' en lugar de Adrien Silva. Nani falló el tercero después de haber entrado en el terreno de juego en el 76' en lugar de André Silva. Y el cuarto y último cambio de Portugal se produjo en el 116', cuando Martins sustituyó a André Gomes, aunque en este caso ni si quiera tuvo opción de lanzar una pena máxima.

Estos cuatro cambios contrastan con la cautela de Pizzi desde el banquillo de Chile. El técnico apenas había hecho un cambio en los primeros 90 minutos, realizó otro más en la primera mitad de la prórroga e hizo el tercero en el 120', segundos antes de pitarse el final del partido. En este caso, Pizzi ni si quiera agotó las cuatro sustituciones de las que disponía, aunque le valió para meterse en la final con tres jugadores que habían salido de inicio: Arturo Vidal, Aránguiz y Alexis Sánchez acertaron desde los once metros y metieron a Chile en la final.

CLICK PARA COMENTAR


El Desmarque